Lázaro Báez y los otros 24 imputados se negaron a declarar en el juicio por la Ruta del dinero K

El Tribunal Oral en lo Criminal Federal (TOF) 4, comenzó a las 9 y 30 hs en punto la segunda audiencia  que lleva adelante en el juicio por lavado de dinero contra Lázaro Báez.

La primera postura que tomo el tribunal fue rechazar el pedido de varias defensas de suspender el juicio y de apartar al juez suplente Rodrigo Giménez Uriburu, no hizo lugar a esos pedidos.

Luego de un cuarto intermedio, se iba a iniciar la ronda de indagatorias de los 25 imputados empezando por Lázaro Báez, todos se negaron a declarar, aunque algunos de los acusados dijeron que podrían hacerlo en otras instancias del proceso.

De hecho, se confirmó para la próxima audiencia, las declaraciones  de Federico Elaskar, dueño de la financiera S.G.I. a través de la cual se presume que Báez lavó el dinero; el empresario Juan Carlos Molinari; Fabián Rossi, ex marido de la vedette Ileana Calabró; Wlater Zanzot, dueño con Báez de la empresa de aviones “Top Air”; y Christian Delli Quadri, accionista de una de las empresas sospechadas.

-Era Empresario.

El juez Costabel les pidió a las defensas que adelanten quiénes iban a declarar y quiénes no. Los que decían que no o que lo harían más adelante pasaban al estrado para dar sus datos personales y así dar por cumplida la indagatoria.

El tribunal llamó al banquillo de los acusados a Báez, el primero.

-¿Nombre y apellido? , le pregunto el magistrado

– Lázaro Antonio Báez

-¿Ocupación u oficio? , siguió.

-Era empresario (sic), contesto el acusado.

-Gracias puede volver a su lugar.

Luego pasaron: Jorge Chueco, Pérez Gadín (padre e hijo), Fariña, los cuatro hijos de Báez , Zanzot, Mendoza, Bustos, Carradori, Bryn, Pisano Costa, Ons Costa, Fernández, Cerrota y Castro.

Martin Baez, el hijo, quien era el dueño del 5 por ciento de las acciones de “Austral Construcciones” dijo: “Era empleado de la empresa de mi padre. Hoy me ayuda mi familia”.

Leonardo Fariña se presentó como “empresario” y dijo que quería ser el último de los acusados en declarar.

Todos dieron sus datos personales, dijeron de qué trabajan y donde viven.

El próximo miércoles declararán Zanzot y Rossi y Molinari. Y el Miercoles 21 se espera la declaración de Federico Elaskar, el dueño de la financiera S.G.I, más conocida como La Rosadita. La cueva donde aparecen varios imputados en un video contando dólares y euros.

 

 

 

Deja un comentario